Cómo analizar el diseño de tu menú.

Cómo analizar el diseño de tu menú.

El siguiente ejercicio te ayudará a analizar el  menú del restaurante, así como a implementar los cambios necesarios respecto al diseño de tu menú.

Responde las siguientes preguntas acerca del menú de tu restaurante:

  1. ¿El menú complementa el tema general del restaurante?
  2. ¿Comunica imagen?
  3. ¿Sirve como herramienta de venta?
  4. ¿Es atractivo a la vista y al tacto?
  5. ¿Incluye una descripción de los platillos?
  6. ¿Incluye la información suficiente?
  7. Tamaño de la letra: ¿Se lee con facilidad?
  8. Color de fondo: ¿Se lee con facilidad?
  9. ¿Están las mayúsculas bien empleadas?
  10. ¿Incluye arte?
  11. ¿Concuerda el papel con la imagen general del restaurante?
  12. ¿Es resistente?

NO a más de cinco preguntas (1 a 12) debe revisar el menú escrito.

 

  1. ¿Está el espacio recargado con cuadros y fotos?
  2. ¿Todos los platillos tienen el mismo tratamiento?
  3. ¿Existen muchos espacios u hojas en blanco?
  4. ¿Es el menú muy grande?
  5. ¿Es el menú muy pequeño?
  6. ¿Posee muchas páginas?
  7. ¿Está sucio el menú?
  8. ¿Algún platillo no aparece en el menú?
  9. ¿Está escrito en lápiz?
  10. ¿Hay tachaduras de corrector?

a más de cinco preguntas (13 a 22) debes revisar el menú escrito.

Además también tienes que preguntarte esto:

¿La portada es acorde al estilo?
¿Incluye colores?
Estos colores, ¿qué sentimientos o imágenes evocan?
En general, ¿qué imagen comunica el menú escrito?

Sugerencias para mejorar el menú de tu restaurante.

Es necesario revisar que el menú no incluya algunos de los siguientes errores de diseño más frecuentes:

La letra es muy pequeña: No se puede pedir lo que no se puede leer.

Sin copia descriptiva: Muchas veces el nombre del platillo no es suficiente, o no dispara el interés del cliente. Está comprobado que una buena descripción aumenta las ventas.

Algunos platillos o bebidas no aparecen en el menú: ¿Cómo puede un cliente ordenar algo que no aparece en el menú?

precio en el menu 550

Diseña un Menú inteligente para aumentar tus ganancias.

Diseña un Menú inteligente para aumentar tus ganancias.

Uno de los mayores errores que seguimos viendo, es que los restauranteros no piensan estratégicamente acerca del diseño del menú y la colocación de su marca. El menú es el rostro de cualquier restaurante, ya sea que tus clientes lo estén viendo en su celular, de pie en un mostrador o sentado en una mesa.

Aquí hay algunos tips para optimizar tu menú para la rentabilidad.

Ingeniería del menú básico.

El menú es la pieza más rentable de tu negocio. ¿Has pensado detenidamente lo que está en él? Existen demasiados restauranteros y chefs poniendo platillos en su menú para la auto indulgencia y por razones no analíticas. Esto puede ser una mala decisión.

Recórtalo.

Es probable que del 20 al 35 por ciento de tu menú ni siquiera tiene que estar allí, Platillos que te hagan perder dinero, que no están alineados con tu marca y que te cuesta extra para el inventario de los ingredientes. ¿Cómo determinas de qué platillos deshacerse? Bienvenido a la ciencia y el arte de la ingeniería de menús.

Demanda de clientes.

Es crucial clasificar la popularidad de los platillos de tu menú, también conocida como la demanda de clientes, para que puedas evaluar la rentabilidad de cada platillo y cómo contribuye a tu menú en general.

Marca cuáles platillos son los más vendidos, los que usas para llenar espacio y los platillos en los que dudas.

precio en el menu 550

Comprensión del beneficio.

Toma un buen vistazo a tu menú. Cuando lo estés revisando, míralo de nuevo. Los platillos más vendidos deberían dejarlos solos; ya están funcionando y contribuyendo. Los platillos “duda” deben de abordarse de inmediato, y hay que averiguar si se puede aumentar la rentabilidad de estos platillos incumplidores mediante el aumento de su precio o la disminución de su costo.

No pases la mayor parte de tu tiempo en estos platillos, pero sí hay que entender que todos los menús tienen esos platillos en los que dudan y que tienen un propósito. Simplemente no quieres estar perdiendo dinero en ellos. Enfrenta el costo contra la rentabilidad, y toma decisiones en consecuencia.

Diseño.

El diseño de tu menú puede ser tan importante como lo que está en él.

La gente pasa un promedio de 109 segundos mirando un menú, así que eso es todo el tiempo que tienes para ellos para que elijan opciones que te hagan ganar dinero.

Diseña tu menú profesionalmente.

Un diseño de menú cuidadosamente elaborado sin duda dará frutos al final. Presta mucha atención en cómo se ve tu menú y cómo están presentados y organizados los platillos.

El menú debe ser una extensión de su marca y todo debe ser representado de forma coherente.

Orden y categorías.

Es necesario comprender cómo tus clientes miran tu menú. Cuanto más tiempo tarda un cliente en tomar una decisión acerca de su elección, más oportunidades tienen para desviarse de las opciones que tú quieres que hagan.

Se deben aumentar los precios del menú de manera estratégica y cuidadosa. Por otro lado, el aumento de precios pueden reducir la cuenta de los clientes. Recuerda esto, hay varias maneras de lograr mayor rentabilidad y sin aumentar los precios, incluyendo aumento de precios estratégico, la colocación de los platillos, la eliminación de platillos, agregar nuevos, promociones y la capacitación del personal de ventas.

Al seguir algunos de estos sencillos pasos, podrás poner a tu empresa en una alineación estratégica, enfocada en la rentabilidad.

compartelo

El Diseño del Menú puede mejorar la Imagen de tu restaurante.

El Diseño del Menú puede mejorar la Imagen de tu restaurante

El menú es esa pieza clave para el éxito de tu restaurante, que es tan obvia que a veces pasamos por alto. Diseñar y hacer una buena presentación de la carta de tu restaurante puede ser la gran diferencia entre un restaurante exitoso y uno con las mesas vacías.

Te recomendamos revisar estos siguientes puntos en el menú de tu restaurante antes de tomar decisiones:

El menú es el representante de tu marca.

El menú, es la única comunicación que el 100 por ciento de tus clientes verán y considerarán, tu menú influye mucho en qué es lo que van a comprar y cuánto van a gastar. Debe reflejar el look y el ambiente de tu restaurante.

Tu menú es lo que haces. Es tu identidad. Siempre considera el mercado que quieres atraer. ¿Quieres apelar a los deseos de los comensales, que se saboreen tus platillos y dirigirlos hacia una decisión de compra?

La simplificación de tu menú puede lograr esto. Determina qué platillos serán tus especialidades. Los clientes están buscando alta calidad, dales oportunidades para personalizar los platos, ya sea debido a sus propias preferencias personales o restricciones en la dieta.

precio en el menu 550

Las capacidad de cocina y equipo importan.

Antes de tomar la decisión final de que platillos incluir en tu menú, piensa en lo que tu equipo de cocina y el personal pueden manejar. Si tu equipo de cocina en particular está diseñado para poder producir tus platillos más populares, puede que no sea muy factible incluir más platillos que requieran el mismo equipo. La mayoría de las cocinas de los restaurantes han sido diseñados por arquitectos, no por diseñadores de menú.

El análisis de la utilización de tu equipo también puede ayudarte a tomar decisiones en la compra de alimentos. No tienes que comprar un alimento que no puedas servir fácilmente a tus clientes.

Del vista nace el amor

Un excelente menú de restaurante debe ser claro, bien organizado, persuasivo y gráficamente atractivo. En el diseño de tu menú, toma en cuenta que elementos que van a crear una experiencia coherente para tus clientes.

Un punto de partida son los efectos psicológicos de los colores, y utilizando aquellos que se ajustan a la personalidad global de tu restaurante. Al igual que con los fotógrafos profesionales, el color también puede llamar la atención sobre tus alimentos altamente rentables.

Mantén el tamaño de fuente a o mayor a 12 puntos. No utilices más de tres estilos de letra diferentes, y evita usar tipografías exóticas, fuentes de script y cursiva.

El diseño del menú absorbe parte de la inspiración del diseño editorial como el de los periódicos, que ponen los artículos más importantes en la parte superior derecha de la página principal. Algunos restaurantes colocan sus platillos más rentables o especiales en ese lugar. Los platillos que más quieres vender deben ser mostrados en la primera y última posición. Estos suelen ser los más vendidos, por lo que tienes que ser muy cuidadoso en saber cuáles son los platillos que te dan las mejores ganancias.

compartelo

¿Cómo Diseñar el Menú para aumentar las Ventas de tu restaurante?

¿Cómo Diseñar el Menú para aumentar las Ventas de tu restaurante?

Llegó el momento de hacer una limpieza al restaurante. Después de quitar el polvo de las lámparas y limpiado la cocina, no te saltes de engalanar una parte vital de tu restaurante: el menú.

Como la única forma de marketing que todos tus clientes verán, el menú determina las decisiones de los clientes de tu restaurante. El menú no sólo presenta a tus clientes todo lo que deben saber de tu restaurante, sino que además un menú bien diseñado puede aumentar potencialmente las ventas de ciertos platillos, afectando los ingresos totales. Una de las claves es aumentar el gasto, y optimizando tu menú es una gran manera de hacerlo.

El largo.

Uno de los elementos más esenciales del diseño de un menú, es el largo. Si los clientes hojean un menú de diez páginas, es posible que se sientan frustrados por tener demasiadas opciones, y también presionados por hacer una decisión rápida.
Un cliente promedio emplea aproximadamente 109 segundos en un menú, Así que optimiza tu menú para que sea fácil de digerir mientras que das una impresión de variedad. Cada temporada, o por lo menos cada seis meses, se debe analizar el menú para calibrar qué platillos son los más vendidos y cuáles son los que necesitan un impulso o bien, deberían ser eliminados. disminuir el menú también aumentará tus ingresos generales por ser capaz de imprimir más menús a un menor precio.

precio en el menu 550

Estructura.

Después de que hayas editado las opciones de platillos a una cantidad más manejable, deberías ver la estructura de tu menú. Los platillos deben ser agrupados en varias categorías, tales como aperitivos, sándwiches, pastas y postres. Entre más categorías tenga tu menú, tus clientes pensarán que tienen más opciones sin que sea demasiado abrumado. También puedes afectar las ventas de ciertos platillos basados en la posición del menú . Los mejores puntos son en la esquina superior derecha de la primera página y en la esquina superior o inferior de cada categoría. Los diseños de menú verticales son también los más efectivos.

Diseño.

Puedes añadir imágenes, colores y otros elementos de diseño para promocionar tus mejores platillos, especiales o platillos que necesitan un impulso promocional. Destaca aquellas partes de tu menú, y añade iconos de “Nuevos” o “Favoritos” para que atraigan la mirada. Complementa ciertos platillos con fotos profesionales, llaman la atención de tus clientes, pero úsalos con moderación, demasiado de éstos pueden disminuir el valor que una foto atrae a tu menú. También puedes utilizar colores para influir en las decisiones de tus clientes, el rojo destaca los artículos e invoca emoción, mientras que el verde intensifica la salud y la naturaleza.

Personalidad.

También te debes de asegurar que el menú refleje la personalidad y el estilo de tu marca. La voz usada en las descripciones de los platillos debe ser consistente con tu estrategia de marketing, ya sea que estés apuntando por lo sofisticado y refinado o por un ambiente divertido y festivo.
Mientras que el tipo de letra podría tener un impacto en comunicar la identidad de tu marca, es importante asegurarse que el tipo de letra sea clara y nítida, mientras que el tamaño sea lo suficientemente grande para complacer a todos tus clientes.

compartelo

 

Cómo hacer un Menú para Restaurante en Word.

Cómo hacer un Menú para Restaurante en Word.

Si no tienes demasiado presupuesto Para elaborar los menús de tu restaurante o negocio de comida y tienes facilidad para la creatividad, puedes intentar diseñar los menús de tu restaurante tú mismo en Microsoft Word, un programa de procesamiento de texto que viene como parte de Microsoft Office. Hay un número de plantillas gratuitas y otras de paga Para menús de restaurantes disponibles en internet para que utilices como punto de partida.

Consideraciones iniciales

Antes de comenzar a crear tu menú en Word, tómate unos momentos para anotar los requerimientos de tu restaurante. ¿Necesitarás un menú de una página o varias? ¿Quieres un menú con diseño minimalista o quieres utilizar muchos gráficos? Además, debes considerar cómo planeas imprimir el menú. Si tu plan es utilizar una impresora estándar de casa, ten en cuenta que no todas las impresoras reproducen bien los colores y las imágenes.

Elige una plantilla

Con los requerimientos de tu menú en mente, abre Microsoft Word. Realiza un clic sobre “Archivo” y luego en “Nuevo” para comenzar la creación de un nuevo documento desde una plantilla. Word te presenta dos opciones bajo el encabezado “Plantillas Disponibles”. Realiza un clic en “Plantillas de ejemplo” para ver las plantillas que ya se encuentran en tu computadora. Realiza un clic sobre los enlaces debajo de “Office.com” para visitar las plantillas disponibles online. Tómate tu tiempo para observar las plantillas de menú disponibles hasta encontrar una que vaya con el estilo de tu restaurante. Las imágenes y tipografías pueden personalizarse luego, pero es mejor empezar con una plantilla con un diseño general que te guste. Cuando hayas encontrado la plantilla, realiza un doble clic sobre esta para cargarla en Word.

precio en el menu 550

Personaliza tu menú

Haz doble clic sobre las cajas de texto editables para agregar el nombre de tu restaurante, los artículos del menú, las descripciones y los precios. Utiliza tipografías en negrita para los nombres y los precios. Edita las fuentes, sus tamaños y colores con el grupo “Fuente” en la pestaña “Inicio” de Word. Realiza un clic en “Imagen” debajo de las ilustraciones en el grupo “Insertar” para agregar gráficos a tu menú. Navega hacia la ubicación en la que tienes guardados los gráficos de tu menú y realiza un doble clic sobre estos para agregarlos al menú. Cambia el tamaño y alinea tus gráficos para que vayan con tu plantilla.

Imprimir e información adicional.

Revisa la gramática y ortografía de tu menú antes de imprimirlo. Para imprimir el menú realiza un clic en “Archivo” y selecciona “Imprimir” del menú que aparece. Selecciona tu impresora de la lista de dispositivos disponibles. Para imprimir tu menú en ambos lados de la hoja, selecciona “Impresión doble cara”. Si tu impresora no tiene la capacidad de imprimir doble cara automáticamente, imprime la primera página de tu menú, colócala en la dirección adecuada y vuelve a introducirla en la impresora antes de continuar con la segunda hoja. Para ahorrar tinta, considera utilizar una fotocopiadora para imprimir más menús.

compartelo

La importancia de que todo tu equipo conozca el Menú

La importancia de que todo tu equipo conozca el Menú

Una de las principales estrategias para capacitar a un Nuevo integrante de tu equipo aún si se carece de un procedimiento de inducción para los empleados, es que estudien perfectamente el menú del restaurante.
Saber el nombre de los platillos, cómo se producen, qué sabor tiene y cómo lucen, te ayudará a vender y servirlos de una mejor manera; y sobre todo se verá reflejado en el servicio al cliente.

A continuación te mostramos los puntos más importantes que deben conocer los empleados del menú en el restaurante. 

¿Qué Platillos tiene el menú?

En primer lugar, memoriza cada uno de los elementos del menú. Una forma de hacerlo consiste en leer varias veces una sección del menú, luego cerrar los ojos y verificar si puedes recordar o formarte un cuadro mental de lo que has leído, incluso, puedes memorizar los precios.
(la mayoría de los menús no son tan extensos así que será muy fácil familiarizarte con los platillos)

¿Cuál es el especial del Chef?

La mayoría de los restaurantes ofrece un tipo de especialidades, los que pueden ser alimentos especiales, o bebidas, o comidas completas diseñadas para servirse rápidamente.
También pueden ser promociones de precios o paquetes que este promocionando el chef o el restaurante.

¿Cuáles son las especialidades de la casa?

Las especialidades de la casa son aquellos platillos en el menú o bebidas que se han convertido en los favoritos de los clientes. Han contribuido a establecer la reputación e identidad del restaurante. Debes conocer cuáles son las especialidades. Un plato típico sazonado con una mezcla exótica de hierbas y especias, por ejemplo; la calidad del filete , el tamaño de las porciones, el tipo de acompañamiento, etc.

¿Cómo se prepara cada alimento?

La mayoría de los menús informan cómo se preparan las entradas o los platillos principales, ya sea tostados, horneados, hervidos, asados a la parrilla, etc. Es conveniente saber de qué manera se prepara la comida en el restaurante.
Asimismo, es necesario saber cómo se preparan los entremeses.

precio en el menu 550

¿Cuáles son los ingredientes?

Estudia los ingredientes de cada platillo. Pregunta qué contiene la ensalada del chef. Si las papas están untadas con mantequilla, ¿cómo está preparado el puré?.
Los alimentos congelados no deben presentarse como frescos; el puré instantáneo no debe ofrecerse como fresco; la margarina no debe presentarse como mantequilla; en fin, nada debe ser lo que no es. debes aprender a describir todo con precisión y de manera que sea una tentación para el gusto de tu cliente.

 ¿De que tamaño son las porciones?

Debes conocer los tamaños de las porciones preguntado y observando.
Pregunta al chef o encargado de la cocina acerca de la cantidad de gramos de cada producto presente en los platillos. A veces tendrás que usar tu propio juicio. Por ejemplo, si un cliente pregunta si una orden de champiñones fritos o alitas de pollo es suficiente para dos personas, tu respuesta dependerá de qué más han ordenado, así como del tamaño de los platos.

 ¿Qué guarniciones se emplean?

Guarniciones deriva de la palabra francesa “garnir”, que traducido al castellano significa adornar con buen gusto o en su caso de que va acompañado el platillo, ya sea ensalada, arroz, vegetales a la mantequilla, etc….
Además del tipo de salsas que lo acompañan

¿Están permitidas las sustituciones?

En ocasiones, un cliente te preguntará si parte de un alimento que aparece normalmente en el menú puede ser sustituido por otro. La política del restaurante determinará cómo manejar tales solicitudes.

Acciones inmediatas:

Implementa en tu restaurante un procedimiento estándar para que los nuevos empleados se integren de manera correcta y eficiente a su desempeño conociendo el menú del restaurante.
De ser posible realiza una degustación con pequeñas porciones con tus meseros y personal de cocina para que conozcan por medio del gusto el menú y puedan ofrecer con más seguridad esos platillos.
Se claro con las políticas de devoluciones cargos extras o flexibilidad con los clientes al momento de tomar la orden y los tiempos de preparación de cada platillo, convoca a una reunión de cocina y comedor para estar bien informados y hacer sugerencia.

compartelo

4 tips que te ayudarán a tener un menú exitoso.

4 tips que te ayudarán a tener un menú exitoso.

La portada del menú es una de las primeras impresiones claves en tu restaurante, es una herramienta básica que puede reforzar la imagen positiva o negativa de tus clientes, mantén siempre en cuenta que el MENÚ es pieza clave para el éxito de tus ventas.

Te compartimos estos prácticos consejos que te ayudarán a sacarle el mejor partido al menú de tu restaurante.

– El Tema de tu Restaurante. Son varios los elementos de diseño que deben tenerse en cuenta al diseñar una portada de menú, incluyendo: el color, la textura, el diseño y marca. Estos elementos deben ser un reflejo del tema del restaurante (marino, italiano, oriental, etc…). ¿Es su restaurante elegante y sofisticado o casual y familiar?
La portada del menú debe ser una expresión del ambiente, la decoración y la imagen general de tu restaurante.

– Posicionar Tu Marca.
Lo peor que un restaurante puede hacer es no incluir el logotipo del restaurante en la portada del menú, el cual indica donde están comiendo tus clientes. La portada del menú debe reflejar claramente el nombre y logotipo.

precio en el menu 550

– Actualízate.

Las actualizaciones periódicas son necesarias para mantener el menú de tu restaurante fresco y al día. Es preferible renovar los menús antes de que comiencen a aparecer obsoletos o desgastados (una limpieza diaria de los menús es lo ideal, a nadie nos gusta tocar un menú sucio que ya fue muy utilizado).

– Materiales de calidad y diseño.
¿Qué tipo de menú elaboro y cómo hacer que cause una buena impresión a los clientes? Eso depende del estilo único y original que desees transmitir en tu restaurante. La elegancia de una clásica cubierta de menú de cuero, o el impacto impresionante de menús elaborados con papeles decorativos, siempre dejará una impresión duradera, no importa la cantidad de platillos que tu negocio experimenta saliendo de lo cotidiano a la hora de presentar el menú, eso creará una mayor experiencia a tu cliente en la visita a tu negocio.

Los menús se pueden diseñar de muchas maneras, desde la elaboración de tu propio menú utilizando plantillas profesionalmente elaboradas o el encargo a un despacho de diseño e impresión, sin salirte de tu presupuesto considera el número de mesas y la capacidad del restaurante para la impresión de tus menús, no querrás quedarte un día sin menús. Además trata de mantener unos en reserva para reponer los que se han dañado por su uso.

Mantente siempre en comunicación con tus meseros y los clientes para conocer los puntos de vista y comentarios de los clientes acerca del menú de tu restaurante.

compartelo

¿Es momento de cambiar el menú de tu Restaurante?

¿Es momento de cambiar el menú de tu Restaurante?

El primer paso es verificar si este es el momento de cambiar el menú de tu restaurante. Identifica cuáles son los platillos que no tienen mucha demanda. Ese es uno de los indicadores de que el platillo debe ser substituido en el menú. En esa evaluación, observa también cuáles son los platillos más pedidos, aplicando el método inverso: los “campeones” de platillos pedidos son aquellos que probablemente no necesiten cambiarse.

Para saber que nuevos platillos puedes agregar, nada es más eficiente que realizar una encuesta con tus clientes. Platica con los comensales más frecuentes, en el momento en que estén pagando la cuenta o recibiendo el plato en la mesa, y pregúntales sobre sus preferencias y sobre las novedades que les gustaría encontrar en tu restaurante. Si buscas respuestas más acertadas, preséntales ideas y escucha sus opiniones. Así ellos se sienten valorados, pues perciben que sus opiniones son relevantes.

En relación a la periodicidad para efectuar cambios en el menú de tu restaurante, no existe una regla especial. Sin embargo, al menos debes cambiarlo una vez al año debes de considera tener menús especiales de la casa, principalmente en días específicos. Las fechas conmemorativas, como la Pascua, Día de la Madre, del Padre y de los Enamorados, son buenas oportunidades para presentar un nuevo platillo pues en esos periodos los clientes están más receptivos a las novedades.

precio en el menu 550

Conoce las tendencias

Estar atento a la competencia es fundamental. Por medio de visitas a otros restaurantes, es posible conocer nuevos ingredientes y la creatividad del menú. En algunos restaurantes, un grupo de colaboradores visita varios establecimientos periódicamente para saber lo que ofrecen de nuevo y también evaluar los aspectos competitivos, como precio, calidad del servicio, atención, etc.

Conocer las tendencias del mercado también puede ser muy útil para evaluar tu menú y tener nuevas ideas. Actualmente, existen muchos medios de comunicación que ofrecen informaciones confiables, como revistas especializadas, programas de TV, talleres y cursos relacionados con el giro restaurantero que te ayudarán a descubrir y mantenerte a la vanguardia.

Sin embargo, al buscar innovación, es necesario tener cuidado para no perder la identidad ni frustrar al cliente, que muchas veces va al establecimiento para comer determinado platillo. Así como los más tradicionales y consagrados no pueden ser retirados del menú, la falta de innovación puede ocasionar reclamos. Lo ideal es hacer un mix de los principales platos con las innovaciones para satisfacer todos los gustos. Es necesario saber equilibrar, atendiendo el mayor número posible de personas.

Nuevamente, lo más importante es tener objetivos claros. No puedes seguir una tendencia de “moda” si el restaurante no se identifica con ella. Haz que tu restaurante, sorprenda y agrade, pero que sea siempre coherente con el concepto de tu negocio.

compartelo

Descubre cómo el neuro-menú puede mejorar tus ganancias

Descubre cómo el neuro-menú puede mejorar tus ganancias.

Has escuchado hablar del neuromarketing? Es una ciencia que estudia el comportamiento del cliente para adelantarse a sus decisiones de compra.

Consiste en la aplicación de técnicas pertinentes a la neurociencia enfocadas al marketing.

Como sabemos qué lugares son los que el cliente observa primero en el menú, entonces ahí colocaremos nuestros platillos más rentables.

El neuromarketing nos ha enseñado que hacer un Menú para Restaurante es algo más que escribir los nombres de platos y su precio en una lista.

Hay que pensar en el diseño, el tamaño y el formato, en la distribución de los platillos, las descripciones y la forma de colocar o escribir los precios, para que el cliente compre lo que nosotros queremos venderle.

La carta de un restaurante es el único documento que sabremos que el cliente va a leer, y también es una de las principales herramientas de marketing.

Te compartimos estas claves para desarrollar un neuro-menú exitoso:

No acompañar los precios con el símbolo $
por ejemplo:70,50 en lugar de $70,50 )

La Escuela de Hostelería de la Universidad de Cornell

realizó una investigación cuyo resultado mostraba que los comensales que recibían cartas de menú en las que el precio del plato no iba acompañado del símbolo de la moneda, se gastaban más que el resto porque el símbolo monetario hace que seamos más conscientes de los precios.

La mejor forma de evitar el sentimiento de culpabilidad del cliente por el gasto, es ignorar el símbolo de la moneda y escribir la cifra correspondiente de cada plato en un tamaño inferior al utilizado en la descripción del plato (papas fritas 2). Si quitamos el símbolo pero lo escribimos en letras, el comensal también gastará menos porque esto sigue despertando en el sentimientos negativos asociados al gasto (NO papas fritas 2 dólares).

No alinear los precios ya que causa el efecto escáner en nuestra mente, y tendemos a elegir lo más barato. No es conveniente hacer el menú́ como una lista de precios, poniendo el importe a un lado con una línea de puntos para dirigir la vista hacia ellos.
No es necesario destacar el precio, es mejor situarlo seguido del párrafo. (NO Pechuga de pollo con papas ………. $7,00 y SÍ Pechuga de pollo con papas 7,00)

Terminaciones de precios.
Establecer los precios en un múltiplo de cinco. El cliente asocia los precios terminados en 9, con un producto con valor pero no con calidad, y en cambio, los que terminan en múltiplos de 5 los percibe de manera más positiva porque son “más amigables” según un estudio del Food and Brand Lab de la Universidad de Cornell.

Descripción de los platos en vez de incluir sólo el nombre. Cuando más se describan los productos que forman un plato, más dispuesto se mostrará el cliente a pagar su precio por él.

En vez de hablar de “hamburguesa extra”, es mejor mencionar “hamburguesa Gourmet con tomates maduros orgánicos, rulos de queso de cabra, aros de cebolla caramelizada, pepinillos tiernos y rúcula fresca”. De este modo mostramos el producto de una manera más atractiva, al mismo tiempo que justificamos su precio, y conseguimos que el cliente perciba la hamburguesa como deliciosa y completa. Debemos hacer uso de palabras como “fresco”, “natural”, “bajo en calorías”, etc… sin asumir que el cliente ya lo sabe.

precio en el menu 550

Poner nombres propios a los platos.
A los clientes les atraen más los nombres de los platos con connotaciones familiares y caseras, porque son nombres que les transmiten confianza. Así que podemos jugar a generar emociones en el comensal, y provocar que su memoria asocie ciertos platos de nuestra carta con la especialidad gastronómica que solía elaborar algún familiar suyo: “Los panecillos de la abuela Esperanza” o “El Sancocho tradicional de la tía Aurora” producen nostalgia en el comensal.

Buscar la autenticidad recurriendo a indicaciones geográficas.
Añadir la procedencia del producto en el nombre del plato, es otra buena opción para mostrar su calidad y vender más y más caro, puesto que el comensal asocia la indicación geográfica con un producto de buena calidad.
Además, las indicaciones geográficas o denominaciones de origen, cuentan con sus propias campañas publicitarias lo que también ayudará a que el cliente tenga en mente el valor de ese platillo.

Usar términos de comida étnica para añadir autenti- cidad a los platos.
Según Charles Spence, psicólogo experimental de la Universidad de Oxford, una etiqueta étnica o geográfica, como por ejemplo un nombre italiano, llama la atención de una persona hacia una determinada característica en un platillo y le conduce mentalmente hacia ciertos sabores y texturas que contiene.

Resaltar los productos que son más rentables. Acompañar los platillos estrella con una fotografía. Según un estudio de la Association for Consumer Research, destacar de forma visual los platos de mayor precio, genera en el comensal la idea de que son algo especial.

Anclaje mental o poner un precio alto para que el resto parezcan más bajos.
Consiste en poner en el menú del restaurante los platillos muy caros con precios superiores a los de la media de la carta, o de igual precio, pero con menos prestaciones. Esto hace que el comensal los compare con el resto y tenga la percepción de que estos últimos son más baratos. De este modo conseguimos incrementar las ventas de los platillos que más nos interesa vender.

Eye tracking o posicionamiento de los platos en la carta.
El eye tracking conduce a diseñar el menú de un restaurante de acuerdo a fundamentos psicológicos, pues se conoce que el ojo humano realiza unos movimientos concretos siguiendo un orden cuando está visionando la carta del menú.

Tras este visionado del menú, los clientes recordarán mejor los platos ubicados en un determinado espacio porque les habrán dedicado más atención y tiempo de lectura. Se trataría de aquellos puntos que por experiencia previa o por conocimiento, consideran que son los lugares donde encontrarán la información más importante: la página impar y el extremo superior derecho del menú. Y es en ellos donde se deben situar los platillos que aportan un mayor beneficio, ya que el cliente los verá con total seguridad al fijarse especialmente en esas zonas de la carta .

Los platos más rentables, deben incluir etiquetas como “sugerencias” o “especialidades”
Para centrar aún más el interés del cliente en el producto que nos interesa es recomendable añadir íconos o etiquetas visuales como “Especialidad de la Casa” ó “NUEVO”, etc.

Viste la importancia del neuromarketing en tu restaurante. Con algunas sencillas modificaciones en tu menú podrás incrementar tus ventas y aumentar las ganancias de tu restaurante.

compartelo

 

 

 

 

 

 

La Importancia del Menú en tu Restaurante.

La Importancia del Menú en tu Restaurante.

Una vez que el cliente ha entrado a tu restaurante o cafetería después del contacto con el mesero el siguiente anfitrión es el Menú.

Por lo tanto el menú es uno de los principales elementos de marketing del Restaurante, un medio de comunicación sin igual que habla por sí sólo, puesto que a través del menú del restaurante, los clientes podrán elegir los productos que han de consumar y eso se ve reflejado en tus ventas.

El menú debe estar enfocado al modelo del restaurante. Tanto el diseño como los textos deben estar acordes con el espíritu del negocio de comida: en un restaurante de alta cocina la carta debe poder expresar el alma misma del negocio, dar muestra de esa exclusividad que persigue aquel que acude a un restaurante gourmet; por el contrario, el menú de restaurante de corte internacional debe ser puramente descriptivo, puesto que sus clientes suelen escoger dentro de las propuestas culinarias que ese ofrecen.

Para captar la atención del cliente y, como método para captar su fidelidad, siempre se debe diseñar e imprimir la carta de restaurantes incorporando el logotipo o membrete del negocio a la carta. También es conveniente imprimir el texto en la misma gama de colores que predomine en el logotipo o incluso en la decoración del local. De este modo, se apuesta por una imagen corporativa que contribuirá a afianzar la imagen del restaurante en el cliente.

precio en el menu 550

 

Consejos para diseñar una carta de restaurante.

Toda carta debe seguir un orden lógico. Existen ciertos tips y estándares que ayudan a que los clientes encuentren más rápidamente lo que buscan, como ubicar as entradas al principio o los postres al final, antes de las bebidas , distribuidas en sus respectivas categorías.

Utiliza una tipografía legible. Existen tipos de letras originales y divertidos que, si bien resultan muy atractivos desde el punto de vista puramente estilístico y gráfico, favorecen una lectura complicada o tediosa, que puede hacer que el cliente pierda atención sobre el menú que se le está ofreciendo.

Asegúrate de que el tamaño de la letra sea el indicado y que vaya de acorde ala iluminación de tu establecimiento.

El menú de tu restaurante pasa por muchas manos a lo largo del día. Por ello, se debe prestar especial atención a la elección del tipo de papel en el que se va a imprimir la carta de restaurante, apostando siempre por aquellos laminados de mayor calidad y durabilidad. Si, por el contrario, se emplea un papel de baja calidad, los menús pronto se verán viejos y gastados, pudiendo producir una falsa impresión de descuido del local.

El tamaño también importa. Si en el establecimiento predominan mesas pequeñas, carece de sentido la impresión de un menú de restaurante de grandes dimensiones, puesto que los clientes perderán en espacio y ganarán en incomodidad.

compartelo

Ojo ! no cometas estos errores con el menú de tu Restaurante:

 

Ojo ! no cometas estos errores con el menú de tu Restaurante:

Te compartimos los errores más habituales que suceden con los menús de los restaurantes, evítalos al máximo.

  • Tipos de letra y espacios inapropiados.
    El tipo de letra y los espacios, favorecen o impiden la lectura de la carta, Una buena opción es usar un tipo de letra que no sea inferior a 12pts, dejando un interlineado de 1,5. Se deben usar letras oscuras sobre fondos claros porque la luz de los restaurantes suele ser mucho más tenue. No conviene usar las mayúsculas en toda la frase, sólo para destacar aquello realmente importante. Tampoco es conveniente el empleo de la letra cursiva, pues es más difícil de entender y obstaculizan la lectura del menú.
  • No usan un formato de cartas para restaurantes adaptadas a nuestro local.
    Si las mesas son de tamaño pequeño y las cartas muy grandes, el cliente se sentirá incómodo en un espacio tan reducido. Si por el contrario las cartas son muy pequeñas, dificultarán la lectura y facilidad de elección al comensal.
  • Cartas para restaurantes desgastadas, rotas o sucias.
    Esta es una falla básica que se puede evitar y haga que tus clientes piensen que la comida que le ofrezcan será también de ese estilo: sin atractivo, de mala calidad o grasienta.
  • Ofrecer las mismas cartas para restaurantes a los niños que a los adultos.
    Una carta entretenida y adaptada a los niños, llamará más la atención de los pequeños que querrán elegir por sí mismos su menú.
  • Cartas para restaurantes en forma de lista de precios.
    El nombre del plato aparece en un extremo del folio, y en el otro el precio, separados por una línea de puntos. De este modo el cliente elige fijándose en el precio. Es mejor situar el precio al final del párrafo sin destacarlo, y sin el símbolo del precio (€, $)

    precio en el menu 550

  • Algunos platillos de la Carta no están en existencia. Uno de lo problemas más comunes en un restaurant es que un platillo anunciado en la carta no este en ese momento disponible ya sea por que no se cuentan con los insumos o ya se tome la decisión de no ofrecerlo más por no ser rentable.
  • Ausencia de descripción de los platos del menú.
    El nombre solo no es suficiente porque no atrapa el interés del cliente.
  • Fotografías de los platos que no se corresponden con el producto final.
    No tratemos de agrandar mediante las fotografías los tamaños de las hamburguesas o intentemos que parezca que los platos llevan más ingredientes, Para evitar posibles quejas o reclamaciones del cliente, es indispensable que la foto que aparece en las cartas para restaurantes sea exactamente igual al plato que el mesero servirá al cliente en su mesa.
  • Productos que no coincide con la descripción mostrada en las cartas para restaurantes.
    Si se habla de grano de elotes frescos, éste tendrá que serlo, y no un maíz enlatado. Si se menciona entrada de tabla de quesos franceses, deben ser franceses y no tratar de engañar al cliente. Lo mismo sucede con las denominaciones de origen.
  • Exceso de motivos decorativos, fotografías o ilustraciones.
    Lo único que consiguen es complicar la lectura y la elección de un plato, pues este se confunde entre tanto dibujo.
  • No incluyen información básica sobre el restaurante como la dirección, número de teléfono, horario, web.

Revisa si tu carta contiene alguno de estos errores y renuévala cuanto antes. Tus clientes te lo agradecerán.

compartelo

¡Haz que el Diseño y la Presentación de tu Menú venda!

¡Haz que el Diseño y la Presentación de tu Menú venda!

Es necesario crear el diseño y la presentación perfecta para que el menú de tu restaurante venda. Esto suena fácil, pero un diseño de menú eficaz es algo más que imprimir una lista de platillos.

Debes elegir y apoyarte de colores, tipografías e imágenes que  son parte integral del diseño de un menú vendedor. Los colores y las  tipografías utilizadas en el menú debe de reflejar el tema de tu restaurante.  Por ejemplo, si va a abrir un restaurante de comida mexicana, los colores vibrantes como el rojo, turquesa, morado y verde serían una buena opción para un menú. Estos mismos colores se verían fuera de lugar en el menú de un restaurante bistro francés o italiano;  lo mismo ocurre con el tipo de letra; una cafetería puede tener un tipo de letra de escritura clásica , mientras que un bar, o restaurante informal podría tener una fuente menos formal y colores más llamativos.

A la hora de elegir el tipo de presentación debes de considerar los altos costos de impresión de tu menú además que una vez impreso en alguna imprenta no podrás cambiar precios o platillos a tu antojo, tendrás que solicitarlo a tu diseñador o impresor y eso conlleva costos extras de impresión y tiempo para poder usar tu menú, por eso te recomendamos utilizar los recursos disponibles de las Plantillas de Menús para Restaurantes muy económicas y fáciles de utilizar, donde puedes tener control total de tus menús, los puedes imprimir a color en tu impresora de inyección de tinta desde tu computadora, en cualquier centro de impresión  o copiado digital a muy bajo costo.

precio en el menu 550

La presentación ideal para el menú de tu restaurante por sus bajos costos de impresión es tamaño carta ya sea que se impriman por un sólo lado y las metas en carpetas protectoras transparentes para tu menú, las hay de diferentes colores y materiales o bien que imprimas el menú de tu restaurante por ambos lados y los lamines con plástico (mica térmica o plástico de contacto), una opción más presentable es tener de 4 a 6 páginas incluyendo la portada y engargolarlas (es decir ponerles arillo metálico ) esta opción es muy duradera y de fácil limpieza para tu menú.
Todo depende de tu presupuesto pero toma en cuenta que en estas épocas debes ganarle al tiempo y reducir costos, elige una plantilla de menú para tu restaurante y ahorra tiempo y dinero.

Utiliza presentaciones creativas para el menú de tu restaurant, desde tablas con clip o pizarrones en la pared, impresiones a un solo color sobre algún papel reciclado que le de un toque de originalidad a tu restaurante.

compartelo